DeCamaras en Facebook

Eliminando la lata

¿Donde pondría usted la línea?

Una de las discusiones más comunes en los círculos fotográficos durante los últimos años ha sido con respecto a la veracidad de las imágenes fotográficas. Ésta es una consecuencia de la facilidad con la cual una herramienta como Photoshop se puede utilizar para alterar una imagen, a menudo sin evidencia visible de éste cambio.

Por supuesto los fotógrafos han estado alterando las imágenes que sacan desde que el medio fue inventado. La cuestión ahora es simplemente cuanto de fácil y casi indetectable se ha vuelto.

Que las fotografías puedan ser alteradas realmente no me preocupa a mí. Siempre lo han sido y siempre lo serán. Una discusión más interesante a mi modo de ver es la del grado de alteración. Éste es un tema con el que cada fotógrafo tiene que lidiar casi diariamente. No tiene nada que ver con lo tradicional contra lo digital — sino de nuevo simplemente es una pregunta ética que los fotógrafos han tenido que tratar desde siempre.


Un ejemplo

Usted está tomando una fotografía de un paisaje. Muestra una tierra salvaje casi prístina bajo sublimes condiciones de luz. Pero justo antes de hacer la toma ve una lata de soda reposando en la hierba delante de usted, en el primer plano de la foto.

Su decisión es...

  1. Toma la fotografía de todas formas, dejando la lata en el encuadre y después la imprime de esta manera.
  2. Camina hacia la lata, la quita y así la retira del encuadre.
  3. Deja la lata donde está, pero la oculta debajo de una hoja o de una rama caída que había cerca.
  4. Recoloca la cámara fotográfica de modo que la lata ya no entre en el encuadre.
  5. Cambia la longitud focal de la lente que utiliza de modo que la lata esté fuera del encuadre.
  6. Subexpone la foto de modo que la lata desaparezca en las sombras.
  7. Saca la foto con la lata en ella, pero luego en el proceso hace un recorte para que desaparezca.
  8. Saca la foto con la lata en ella, después en el proceso usa la herramienta de tampón de clonar para quitarla.
  9. Usa las técnicas tradicionales de quemado para obscurecer el área del primer plano que contiene la lata, de modo que la lata deje de ser visible.
  10. Saca la foto con la lata en ella, entonces en el proceso "mejora" la impresión poniendo un oso polar encima de donde estaba la lata.

Estoy seguro que en algún momento todos hemos tomado una de estas opciones. La pregunta ética que pido que usted considere es — ¿dónde dibuja uno la línea?

Piense algo en ello. Pero antes de decidir sobre su respuesta (y así de tomar una postura moral sobre el asunto), déjeme considerar la naturaleza de la cuestión.


La naturaleza de la cuestión

original Me parece a mí que estamos discutiendo la cuestión del arte y de la estética contra la evidencia. Si usted desea que la imagen que está registrando sea una representación de la escena lo más literal que la tecnología lo permita, entonces por supuesto el nº1 anterior es la única respuesta. Si usted es un fotógrafo que trabaja para la policía en una escena de crimen y la foto debe ser utilizada como evidencia forense, entonces usted no tiene ninguna otra opción salvo incluir la lata de soda.

Ahora, consideremos otro escenario: Usted es un ecologista con una preocupación profunda por cómo la sociedad ensucia el paisaje. Usted ve la lata y toma la mejor fotografía que usted puede, incluyendo la lata, con el intento de demostrar los males de dejar todo en desorden.

Finalmente, considere esta alternativa: Usted es un buen fotógrafo de paisajes interesado en crear una imagen que registre la belleza de la escena natural que hay ante su vista. Su intento es crear simplemente arte y tiene tal amor por la naturaleza que desea compartir con otras la belleza de lo que usted está viendo.

No necesito elaborar más estas alternativas, pues las respuestas a cada una son obvias. Pero ahora llegamos a la cuestión de medios y del grado. Si asumimos que no somos fotógrafos forenses ni activistas ambientales, (aunque me imagino que una persona podría fácilmente ser ambas), déjeme mirar las opciones 1 a 9. El número 10 se ha puesto ahí para provocar una sonrisa.

La pregunta es — ¿hay realmente mucha diferencia ética entre estas opciones? Como fotógrafos nosotros estamos ejercitando constantemente nuestras opciones estéticas seleccionando la posición de la cámara, la longitud focal que se utilizará, y la forma de la composición. ¿Cuántos de nosotros nunca han movido una rama, ajustado la posición de una tabla, o indicado a una persona que mire hacia la cámara?

El quemado y el tapado son técnicas de proceso estándares de imagen que han estado con nosotros por 150 años, y el retoque igualmente es una parte aceptada del proceso fotográfico tradicional. Se utiliza a veces para quitar motas de polvo; otras los defectos faciales en un retrato.

Pero aquí es donde el retocar acaba para la mayoría de la gente. Esto es porque hay algunos aspectos de la fotografía donde nuestra expectativa está resueltamente en el lado de la veracidad. Una fotografía de un caballo de carreras cruzando la línea de meta más le vale no tener un número distinto en su silla de montar que el que fue visto al ganar la carrera.

Pero, ¿qué pasa por eliminar el rastro de condensación de un avión en una fotografía de paisaje? Si usted espera algunos minutos se disipará. ¿Por qué no ayudar un poco a la madre naturaleza? Una mota en el cielo puede aparecer como apenas otro punto de polvo que se puede eliminar. Pero examinándolo con ampliación se ve que es un pájaro. ¿Lo quita? ¿Por qué no? ¿Alguien puede realmente incomodarse por esta pequeña trampa (ciertamente indistinguible)? Hay algunos fotógrafos que conozco que sin embargo dirían: el pájaro estaba allí — por lo tanto quitarlo es incorrecto.

El que posa para un retrato ciertamente no se va a quejar si se le quita una arruga o dos por el uso de un filtro suavizante delante de la lente. ¿Es el uso de la herramienta clonar (al retocar) menos honesto? ¿Estamos hablando de medios, o de fines?

Tal como se ha podido ver, como en muchos temas en esta vida hay un número casi infinito de niveles. La certeza de un hombre es la indecisión de otro. No ofrezco ni soluciones ni sugerencias. Creo que cada uno decidimos dónde dibujar la línea dependiendo de nuestras sensibilidades y el propósito de nuestro trabajo.

¿Nuestras fotografías se piensan para ser arte, registro o evidencia? ¿Cuál es la expectativa del que la va a ver? ¿Cuál es nuestra promesa al espectador, implícito o explícito? ¿Cuál es el lugar en el cual se está exhibiendo la imagen? Preguntas importantes sin respuestas fáciles.

Piense en ello. Tome su propia postura ética. Pero no sea demasiado rígido.


Qué hago yo

retocada En mis seminarios y en los talleres de campo que doy me preguntan a menudo cuál es mi posición en este tema. Puesto que sé que este ensayo provocará preguntas similares de lectores, aquí está mi acercamiento a la pregunta.

Yo hago mis fotografías para compartir con otros lo que he visto del mundo. Para mejor o peor yo aporto a la tarea una manera única de ver. Mi intento es crear una representación de lo que he visto, filtrada por la lente de mi perspectiva personal y coloreada por el bagaje emocional, cultural y estético que mis sesenta años en el planeta me han dado.

¿Si usted estuviera parado a mi lado cuando la fotografía fue hecha usted habría visto las mismas cosas que yo registré? Posiblemente. De hecho, sobre los últimos 3 años más a menudo que no Chris Sanderson el director del video-diario está mirando sobre mi hombro y graba en película lo que hago, así que éste no es un comentario vacío. Los millares de gente suscritos a nuestra publicación ven esto por sí mismos cuatro veces al año en nuestros DVDs.

En última instancia sin embargo, creo que la fotografía está sobre la substracción, mientras que la pintura está sobre la adición. Un pintor comienza con un lienzo en blanco, y agrega lo que él o ella quiere que veamos. Un fotógrafo comienza con el mundo físico, y mediante el uso de la composición, de la selección de la lente y demás, decide lo que ustedes, los espectadores, deben ver. Por lo tanto, a mi manera de ver quitar la lata de soda por el más apropiado de los métodos 1 al 9 anteriores es simplemente irrelevante.

Usted tendrá que pensar en estos temas y decidir cómo ocuparse de esta cuestión. No hay una respuesta correcta.


Artículo original de Michael Reichmann publicado en www.luminous-landscape.com

Traducción de Juan M. Ibarrola  ayudado en un 80% por babelfish.altavista.com


no hay comentarios escritos

 -> Escribe tu comentario


Comparte esta página:  
     
Estadísticas DC
Cámaras: 2250
vistas: 42.528.409
Objetivos: 1032
vistos: 13.116.212
Contenidos: 507
leidos: 6.829.389

Visitas: 71.793.292
Contenidos
- Artículos Fotográficos
- Tutoriales Photoshop
- FAQ de Fotografía
- Conoce tu Cámara
Cámaras
- Inicio
- Búsqueda
- Comparativas
- Comparar 1a1
- Comentarios
Objetivos
- Inicio
- Búsqueda
- Comparativas
- Comentarios
Glosario
  versión para móvil ► © DeCamaras.com 2004-2019 - Todos los derechos reservados